Uno de los patriarcas hebreos descendiente en octava generación de Sem, hijo de Noé. Según cuenta la Escritura, Abraham se estableció en Haram con su esposa Sara; después pasó a Sichem, y luego el hambre le obligó a trasladarse a Egipto, donde Dios hizo alianza con él, ordenándole que circuncidara a toda su familia. Más tarde, el Señor le ordenó sacrificar a su único hijo Isaac; pero al cumplir la orden, un ángel detuvo su brazo. En la mayor parte de los Ritos de la Masonería, pero muy particularmente en el de York y en el Escocés Antiguo y Aceptado, gran número de los símbolos que se emplean tienen por objeto recordar y venerar la alianza hecha por Dios con los hombres en la persona de Abraham. En el tercer grado del Rito llamado de Adopción o Masonería de las mujeres se usan símbolos para recordar el sacrificio ordenado por el Señor al marido de Sara, y estos símbolos indican que todo buen masón debe sacrificar lo que más ama en aras de la virtud y la verdad. En el grado 18 del Rito Escocés y en todos los demás Ritos, en el grado denominado de Rosa Cruz, al basar la liturgia en la preparación de las tres virtudes teologales, se ensalza como ejemplo de Fe el holocausto de Isaac hecho sumisamente por Abraham. El Rito de Misraim cuenta a Abraham como uno de los Patriarcas Grandes Conservadores de la Orden. Abraham es la tercera palabra de pase de los Elegidos, grado 12 del Rito de Misraim.

Abrines, L. F. (2003). Diccionario Enciclopédico Abreviado de la Masonería. Editorial Herbasa. | Emrys | 02/08/2022